viernes, 15 de julio de 2005

Homenaje irrespetuoso a Les Luthiers

Nota: Cada espectáculo de Les Luthiers se compone de aproximadamente 8/10 obras, y es estrenado cada 2/4 años. Es decir que, en promedio, cada obra insume un tiempo de composición de 5 meses (sin contar que quienes lo hacen son, ni más ni menos, que Les Luthiers junto a Roberto Fontanarrosa). Por eso, pido disculpas por la irresponsable impertinencia de intentar emularlos, sobre todo teniendo en cuenta que yo no tengo el talento de ninguno de ellos, y que escribí el texto en media hora. Hecha la aclaración, los dejo en compañía de "La Suite del Amor", que he escrito en sincero homenaje y como muestra de mi enorme admiración hacia Les Luthiers y Fontanarrosa:

(Leer imaginando la voz de Mundstock):

Cierta vez se le consultó a Mastropiero acerca de su vida sentimental, y más precisamente, por qué nunca había contraído matrimonio. Su respuesta fue lacónica: “Así como los religiosos tienen un voto de castidad por estar unidos en matrimonio con Dios, yo estoy casado con la música.” Esto explica, según sus detractores, ese odio por la música que subyace en su obra. Explayándose más a fondo en su metáfora, Mastropiero añade: “Amo la música porque tiene armonía. Porque sus silencios preguntan, y sus claves responden. Pero sobre todo, porque disfruto tocando negras, que son el doble de rápidas que las blancas… algo que se puede notar en cualquier pieza.”
Más allá de sus disgresiones retóricas con respecto al matrimonio, lo cierto es que se le han conocido romances diversos a Mastropiero, e incluso muchas de sus obras han sido dedicadas por él al objeto de ese amor. Podemos citar entre ellas, “Tocata inconclusa en la menor” y “Para Soledad”, cuyo primer “movimiento”… consta de tan sólo un compás –es por ello que se la conoce también con el nombre de “Soledad la redonda”, y concluye con las notas: “Si, Sol, Si, Si, Si, Fa.”.
Escucharemos a continuación entonces, y fuera de programa, “La Suite del Amor”, su obra dedicada a la condesa de Brighton, interpretada por el conjunto de instrumentos informales Les Luthiers.

4 comentarios:

Vaska dijo...

Esto me recuerda a una corta sonata que me escribieron una vez y era asi: Fa Fa Fa Fa Fa

de fondo, haciendo coros, mi vocecita sonaba en "Siiiiiiiiiiiii" (que es lo mismo que un "si sostenido")

y dicho esto me retiro, haciendo mutis por el foro

Hadita dijo...

Dios, son increíbles!!!

nana dijo...

¡¡¡¡Es genial!!!!!!!! Sos el sexto Luthier. No, perá, el séptimo u octavo. Ay.

Si me duele te mato.

Lucas Edward dijo...

Muy bueno! Mandaselos, q les va a encantar.